Elena Pollán, de WSRW, nuevamente ha tenido que abandonar El Aaiun
elena_610.jpg

Elena Pollán, miembro de Western Sahara Resource Watch, se ha visto obligada a tomar la decisión de abandonar El Aaiun junto a su compañera Raquel Ramírez, después de que ambas fueron sometidas a un acoso policial sin paliativos en su estancia de apenas dos días de duración en la capital del Sahara Occidental ocupado. En su viaje de vuelta a España, las activistas fueron continuamente vigiladas por policías marroquíes.
Publicado: 29.05 - 2011 14:00Version de la impresora    
La activista y miembro de Western Sahara Resource Watch, Elena Pollán González, viajó a El Aaiun el pasado 25 de mayo, con el objetivo de reunirse con Hayat Erguibi y Nguia El Hawasi tras su salida de la cárcel, donde han estado encarceladas desde el pasado 8 de diciembre de 2010, aun sin haber cometido delito alguno. Recordemos que Elena fue expulsada de El Aaiun en enero de 2010.

Durante su visita, Elena Pollán y Raquel Ramírez también tenían intención de reunirse con activistas saharauis para coordinar el trabajo de investigación y denuncia del expolio de recursos naturales en el territorio por parte de empresas como Jealsa o de la pesca ilegal de la UE en aguas saharauis.

Además del encuentro con Hayat Erguibi y Nguia El Hawasi, Elena Pollán y Raquel Ramírez recogieron los testimonios de los familiares de Said Dambar, el joven saharaui que en enero fue disparado en cabeza y pulmón por un policía en El Aaiún. Desde entonces, la familia exige una autopsia oficial y exhaustiva así como una investigación del caso.

En la madrugada del viernes al sábado, más de una docena de policías sin identificación irrumpieron de forma violenta en la casa del saharaui en la que se alojaban Elena y Raquel. Les acompañaba el gobernador de El Aaiun, que increpó de forma muy violenta a las dos jóvenes, sustrayéndoles temporalmente sus pasaportes y obligándoles a alojarse en un hotel, donde estuvieron permanentemente vigiladas con policías apostados en cada esquina de la calle.

"El mero gesto de mover la cortina de la ventana de la habitación hacía que los policías apostados en la puerta del hotel hicieran llamadas con sus móviles para informar a sus superiores de cualquier movimiento", declaró Raquel Ramírez al llegar hoy, domingo, 29 de mayo, al aeropuerto de Barajas. "Ante la situación de vigilancia y acoso", continuó Elena, "vimos que iba a ser imposible continuar con nuestro trabajo de recogida de testimonios y que íbamos a poner en riesgo a los compañeros saharauis con quienes íbamos a trabajar en el tema del expolio de recursos, por lo que decidimos volvernos a España".

Las dos activistas fueron controladas en todo momento hasta que cogieron el avión de vuelta. El mismo gobernador de El Aaiun estuvo presente cuando ambas tomaron el autobús para viajar a Marrakech.



    

Subir
Noticias:

17.06 - 2019 / 02.09 - 2010¡Apoya a Western Sahara Resource Watch!
17.05 - 2019 / 17.05 - 2019Elecciones UE: ¿cómo votaron los candidatos sobre el Sáhara ocupado?
30.04 - 2019 / 30.04 - 2019El Polisario denuncia al Consejo por el acuerdo agrícola UE-Marruecos
09.04 - 2019 / 09.04 - 2019Nuevo informe sobre la industria del fosfato del Sáhara Occidental
21.03 - 2019 / 21.03 - 2019El contrato de Continental en Sáhara Occidental expira el próximo año
28.02 - 2019 / 28.02 - 2019Los MPE que votaron por el acuerdo de pesca que incluye al S.O.
25.02 - 2019 / 25.02 - 2019Bremen arroja luz sobre la importación masiva de harina de pescado
12.02 - 2019 / 12.02 - 2019El Parlamento ignora al Tribunal y aprueba el Acuerdo de pesca
06.02 - 2019 / 06.02 - 2019¿Apoyará el PE un acuerdo sobre un territorio sin libertad?
31.01 - 2019 / 31.01 - 2019Los agricultores españoles preocupados por el acuerdo de la UE
23.01 - 2019 / 23.01 - 2019Barco congelador noruego se mete en la boca del lobo
21.01 - 2019 / 21.01 - 2019Coromandel: nuevo comprador de la conflictiva roca del S.O.
16.01 - 2019 / 16.01 - 2019El Parlamento aprueba un tratado sobre el Sahara Occidental ocupado
16.01 - 2019 / 16.01 - 2019Los parlamentarios que votaron por un acuerdo que incluyera al S.O.
16.01 - 2019 / 16.01 - 2019La ponente pide un reenvío al Tribunal de Justicia de la UE
15.01 - 2019 / 15.01 - 2019Según la ponente ¿el comercio del S.O. socavaría los esfuerzos de paz?
14.01 - 2019 / 14.01 - 2019Bloquearon un debate parlamentario sobre comercio ilegal en el S.O.
14.01 - 2019 / 14.01 - 2019Engañoso y falso informe INTA, base para el voto del Parlamento
11.01 - 2019 / 11.01 - 2019De nuevo, los grupos saharauis piden ser oídos por la UE
17.12 - 2018 / 17.12 - 2018Protesta en Nueva Zelanda por la importación del mineral controvertido




EN ES FR DE AR

La mayor parte del Sahara Occidental está ocupado por Marruecos. Negociar con compañías o autoridades marroquíes en los territorios ocupados es dar señales de legitimación de la ocupación. También da oportunidades laborales a los colonos marroquíes y beneficios al gobierno marroquí. Western Sahara Resource Watch urge a las compañías a que abandonen el Sahara Occidental mientras no se encuentre una solución al conflicto.

¡Colabora con WSRW!

tn_sjovik_demo_610.jpg

Western Sahara Resource Watch trabaja por defender los derechos del pueblo saharaui a disfrutar de sus recursos naturales. Para poder hacer aún más necesitamos tu apoyo económico.
Informe – La energía verde marroquí usada para el expolio del Sahara

tn_poweringplunder_esp_610.jpg

Una parte en aumento de los proyectos se producen en los territorios ocupados del Sahara Occidental y se usan para el saqueo de sus minerales. Esto es lo que documenta el nuevo informe de WSRW.

WSRW.org Archivo de noticias 2018
WSRW.org Archivo de noticias 2017
WSRW.org Archivo de noticias 2016
WSRW.org Archivo de noticias 2015
WSRW.org Archivo de noticias 2014
WSRW.org Archivo de noticias 2013
WSRW.org Archivo de noticias 2012
WSRW.org Archivo de noticias 2011
WSRW.org Archivo de noticias 2010
WSRW.org Archivo de noticias 2009
WSRW.org Archivo de noticias 2008
WSRW.org Archivo de noticias 2007
WSRW.org Archivo 2004 - 2006


Suscríbete a nuestro boletín:









Esta página web se ha construido gracias a la ayuda económica del sindicato noruego Industri Energi